EL MURCIÉLAGO Y EL TREN

Voy a contar lo que voy a contar.

Hace unos días vivía un tren alargado, sucio y roto en una cueva. Como había mucha oscuridad viene a vivir un murciélago y de repente se choca con el tren llamado Mochico y dice el tren: 

– ¡Oye, mire señor por dónde va!

Y dijo el murciélago Nobita:

– Lo siento señor.

– No pasa nada – dijo Mochico – Oye, ¿cómo te llamas?

–  Yo me llamo Nobita. Y tú, ¿cómo te llamas?

– Yo puessssss

– Espera, espera- dijo Nobita

– A ver si adivino. ¿Te llamas Pechuga?

– No

– Caramelo

– Tampoco

– Monico

– Mmm casi

– ¡Ah! Mochico

– Sí, has acertado- dijo Mochico

– Oye, ¿me puedes arreglar?

– Sí

Al cabo de 5 días Mochico ya estaba arreglado y pudieron dar la vuelta al mundo.

FIN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.