EL CICLISTA Y LA LAGARTIJA

Erase una vez un ciclista que iba en una carrera y se encontró con una lagartija. La lagartija le dijo:

– Por favor,  cógeme que llevo aquí muchos meses y me han pisado y por poco me muero. Otros ciclistas que iban en una carrera me pisaron. Espero que tu no seas así, ¿no?.

El ciclista llamado Juan le contestó:

-Yo no soy así pero estoy en una carrera y voy primero y si gano me dan el premio más importante que hay en 100 años.

La lagartija le dijo:

– Pues que te vaya bien Juan

Pero el ciclista Juan le dijo:

– Prefiero salvarte la vida que ganar la carrera más importante en 100 años.

La lagartija llorando de alegría le dijo:

– ¿De verdad lo harías por mi?

El ciclista contestó:

– Pues claro que sí .

La carrera la ganó otro chico pero a Juan le daba lo mismo porque había salvado la vida a una lagartija y eso para él era mucho más importante. Y vivieron los dos felices y comieron perdices.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *